EL COSTE DE LA ATENCIÓN SANITARIA MUCHO MÁS CARO EN DENIA QUE EN GANDIA Y EN VILLAJOYOSA

Desmontamos el mito de que las concesiones ahorran dinero al erario público
04 / 05 / 2016 | Intersindical Salut maria salud
Según el Pliego de Condiciones para la atención sanitaria integral del Departamento de Salud de Denia hay una serie de gastos que debe pagar directamente la Conselleria de Sanitat. Entre los gastos que gestiona directamente la Conselleria de Sanitat están las prótesis, la oxigenoterapia, el transporte sanitario y el gasto por receta farmacéutica. El resto de los gastos los gestiona la empresa concesionaria, es decir Marina Salud. Los ingresos de Marina Salud proceden en un altísimo porcentaje de los pagos que realiza la Conselleria de Sanitat en concepto de cápita. La cápita es un concepto fijo que se paga por cada habitante y que se revisa anualmente. Por lo tanto el coste de la atención sanitaria por habitante en los departamentos privatizados hay que calcularlo teniendo en cuenta tanto lo que paga la Conselleria de Sanitat directamente (prótesis, oxigenoterapia, etc) como lo que esta le paga a la empresa concesionaria.

Por primera vez, Intersindical Salut ha tenido acceso a unos documentos de la Conselleria de Sanitat que permiten hacer el cálculo conjunto, y que demuestran que el coste de la atención sanitaria por habitante en el Departamento de Salud de Denia es más caro que en los departamentos de Gandía y Villajoyosa.

En estos documentos aparecen los gastos en todos los departamentos de salud de la Comunidad Valenciana referidos a los años 2012 y 2013. En concreto, para el Departamento de Gandia el total de 2012 es de 157.930.416 y para el Departamento de la Vila-Joiosa el total es de 159.177.181.

Para el Departamento de Denia el total es de 73.309.068 euros, pero claro, entre estos conceptos no está lo que paga la Conselleria de Sanitat a Marina Salud. Visto así estos datos no aportan una información relevante, ya que solo dan la mitad de la información.

Lo interesante viene cuando esos datos se cruzan con las cuentas anuales de Marina Salud presentadas en el Registro Mercantil. Ahí sí aparecen los ingresos de la empresa por cuenta de Conselleria. En concreto aparecen dos partidas, una denominada ‘Ingresos GVA’ y la otra titulada ‘Ingreso financiero, acuerdo de concesión’. Desconocemos la naturaleza y los términos de dicho acuerdo de concesión ya que en el Pliego de Condiciones no hemos visto ninguna referencia al mismo y consideramos que, en línea con la política de transparencia de la Generalitat Valenciana, debería hacerse público dicho acuerdo.

En el ejercicio 2012 el coste del Departamento de Salud de Denia, de gestión privada, fue casi 39 millones más caro que el de Gandía, y casi 38 millones más caro que el de la Vila-Joiosa.

En la siguiente tabla figuran los ingresos de Marina Salud por los dos conceptos arriba referidos, más los costes directos del departamento de Denia asumidos por la Conselleria de Sanitat


Total Pagado por GVA a Marina Salud                           123.567.742     100.610.801
Coste Departamento Denia asumido por Conselleria de Sanitat* 73.309.068 71.733.403
Coste Total Departamento de Denia                           196.876.810 172.344.204

*Según consta literalmente en la tabla de evolución del gasto de la Conselleria de Sanitat estas cantidades incluyen partidas de gasto del Capítulo I (personal), conciertos, prótesis, farmacia, material sanitario y resto del gasto corriente de los departamentos de la AVS. También recoge el gasto imputable a las concesiones a cargo de la Agencia Valenciana de Salud en concepto de capítulo I, prótesis, farmacia de receta y resto del gasto corriente.

En la siguiente tabla figuran los costes de los tres departamentos en los ejercicios 2012 y 2013.

     
             
COSTE TOTAL POR DEPARTAMENTO 2012 2013
TOTAL DEP. DENIA 196.876.810172.344.204
TOTAL DEP. GANDIA 157.930.416156.395.442
TOTAL DEP. LA VILA-JOIOSA 159.177.181159.434.527

Tenemos que añadir, aunque en dicha tabla no lo especifica, que no incluye el gasto de oxigenoterapia ni de transporte sanitario.

Así pues, en el ejercicio 2012 el coste del Departamento de Salud de Denia, de gestión privada, fue casi 39 millones más caro que el de Gandía, y casi 38 millones más caro que el de la Vila-Joiosa.

La misma tabla de gasto nos permite inferir la población protegida de cada departamento, ya que establece el gasto per cápita para el concepto de farmacia de receta. Según esta tabla las cifras de la población para el cálculo de la cápita se corresponden con la media de la población empadronada registrada en SIP.  De esta manera deducimos los siguientes datos:

POBLACIÓN PROTEGIDA DENIA 166.918
POBLACIÓN PROTEGIDA GANDIA 183.233
POBLACIÓN PROTEGIDA LA VILA 178.830


Con los datos de coste total y los datos de la población protegida podemos calcular el coste de la atención sanitaria per cápita, que es lo que realmente nos interesa. Los datos resultantes son los siguientes:

DEPARTAMENTO SANITARIO     Nº SIP     COSTE PER   CAPITA 2012     COSTE PER CAPITA 2013
DEP. DENIA                     166.918     1.179                         1.033
DEP. GANDIA                     183.233     862                           854
DEP.  LA VILA                     178.830     890                           892

Por lo tanto, el coste de la atención sanitaria per cápita en Denia fue, en 2012, 317 euros más caro que en Gandía, y 289 euros más caro que en la Vila-Joiosa. Si multiplicamos estas cantidades por la población protegida en Denia tenemos que en este departamento el sobrecoste sólo durante el ejercicio 2012, en comparación con Gandía, fue de 52.913.06 y en comparación con La Vila-Joiosa 48.239.302.

Desde que empezó la privatización de la sanidad valenciana, allá por el año 1998, nos han bombardeado sistemáticamente con mensajes lanzados por las empresas concesionarias, por la Conselleria de Sanitat, y por los medios de comunicación afines en el sentido de que la privatización ahorra a las arcas públicas un 25 % del coste. En realidad esta afirmación nunca ha sido demostrada con números, pero el poder de persuasión de las empresas concesionarias a través de todo su aparato propagandístico en forma de congresos, simposios, etc., las publicaciones en medios especializados, la propaganda política a favor de la privatización,  los mensajes institucionales y el eco de los medios de comunicación de masas han calado muy hondo en la sociedad valenciana, hasta el punto de que la mayoría de la población ha llegado a asumir por buena esa aseveración sin llegar nunca a contrastarla. En Intersindical Salut siempre hemos puesto en duda tales afirmaciones, pero hasta ahora no habíamos podido demostrar que no son más que una falacia sin fundamento.

Ahora que ya nadie pone en duda la superior calidad y equidad de la atención sanitaria pública de gestión directa,  era necesario dar un paso más para acabar también con el mito de la eficiencia de la gestión privada. Y esto es precisamente lo que vienen a hacer los datos presentados por Intersindical Salut. Los datos son demoledores y no admiten apelación de ningún tipo. Están basados en informaciones oficiales tanto de la administración sanitaria como de la empresa concesionaria. Solo hacía falta tener acceso a ellos, pero como siempre hemos denunciado, una de las bases fundamentales de este sistema es que se apoya en un tremendo oscurantismo de la gestión. Por ello nunca insisteremos lo suficiente en que la transparencia es un derecho fundamental de control democrático, y una herramienta básica para poder tomar decisiones basadas en hechos reales, y no en mitos interesados.

Los sobrecostes de la privatización sanitaria
son millonarios, tanto que sorprenden hasta la indignación. Por ello, la reivindicación de que la sanidad de la Marina Alta vuelva a ser pública tiene que tomar un nuevo brío, un nuevo aire en el que la Generalitat Valenciana tiene que tomar las riendas del asunto sin complejos, con valor, y con la determinación que le está exigiendo la ciudadanía, los profesionales, y las corporaciones locales.